Pili

Ayer quede con una amiga y me ocurrieron 3 situaciones de acoso por la calle: 1º De camino al lugar donde habiamos quedado habia un grupo de rumanos en la puerta de su casa, uno de ellos dijo “que guapa la tia” seguido de sonidos desagradables. 2º Ya estaba con mi amiga, nosotras estabamos sentadas en un banco hablando tranquilamente cuando pasa un coche lleno de tios que nos gritan a cada una “rubia, fea!” (lo de rubia iba para mi y lo otro para mi amiga). 3º Ibamos las dos andando en eso hay un grupo de adolescentes en un banco que comenzaron a tirarme besos y a silbarme. Esto no es lo unico que me ha pasado, ya me ha pasado muchas otras veces situaciones parecidas o peores, que injusto que una no pueda salir a dar un paseo tranquila mientras a los hombres no les pasa eso, nosotras no estamos en la calle para ellos, el respeto tambien es nuestro derecho!!!

Anastasia

Me gusta mucho la música pesada, ir a conciertos donde se hacen mosh pits y la gente se pega de forma amistosa al ritmo de la música. Pero todos me critican por eso, hasta la misma gente en los conciertos. Cuando se los cuento a mis amigas, me dicen pero como no te da miedo, o qué poco femenino eso, es como muy de hombre o no? A mis padres les molesta que vaya a estos conciertos, cuando compro entradas me preguntan si voy con mi novio (no tengo), y en el momento mismo de los conciertos, incluso se hace un espacio alrededor mío (cuidado no le peguen tan fuerte que es mujer) y hasta me han sacado del brazo de los mosh. Me gusta genuinamente esa violencia amistosa, pero nadie me deja participar sólo porque soy mujer. Además llevo el pelo corto y uso botas militares y la gente me pregunta si soy lesbiana (no lo soy) Déjenme gustar de lo que quiera, no me prohíban cosas sólo por ser mujer.

Pablo

La semana pasada acompañé a una amiga y su mamá a un centro de belleza en el que se hicieron manicure, limpieza facial y eprfilación de cejas. Como nunca me han gustado mucho mis cejas y mi amiga lo sabe, me regaló la perfilación de cejas y quedé súper contento con cómo quedaron. Al llegar a mi casa, mi mamá se dio cuenta y lo encontró genial, que me quedaban my bien, pero que mi padre no se fuera a dar cuenta. Eventualmente igual se dio cuenta y me gritó y me retó mucho porque dijo que por qué andaba haciendo cosas de mujer cuando el me había criado para ser hombre. ¿Acaso como hombre no me puedo preocupar de mi imagen?

Isi

El otro día estaba en la mesa mirando las noticias con mi padre, y entre los asuntos de farándula, salía una bailarina exótica reclamando porque, en un contexto social y público, el alcalde de la comuna en la que se hacía el evento no dejaba de tocarle las piernas. Recalco que en el contexto en que se encontraban no era un bar ni lugar de diversión nocturna, sólo un evento dominical al aire libre, al que había asistido esta bailarina quizás por ser parte de la farándula. Tampoco andaba vestida con ropa que se podría calificar de provocativa, sino con un traje de pantalon largo y chaqueta. Mientras ella hablaba en cámara de lo molesta que se sentía por la actitud de este alcalde, mostraban imágenes de cómo el alcalde casi le metía la mano entre las piernas a la pobre mujer. En eso mi papá salta y dice: “pero cómo puede enojarse por eso, si con el trabajo que tiene es obvio que los hombres la tratan así” poniendo de inmediato de manifiesto que por el sólo hecho de ser bailarina exótica (no prostituta, no escort) su cuerpo era casi que de propiedad pública. ¿Cómo puede pensar eso? Sea cual sea el trabajo que tenga cualquier persona, no puede por ningún motivo invadirse su intimidad sin permiso!

Ingrid

Ya van más de dos veces, estoy harta. Un día iba yo caminando saliendo de un restaurante con mi primo, yo llevaba puesto un vestido con la espalda un poco más descubierta de lo usual, cuando un hombre de unos 25 años más o menos pasa al lado de nosotros en su auto y reduce la velocidad para mirarme el trasero. La segunda vez fue un día que salí a caminar con una amiga, ella y yo traíamos pantalones cortos, y un hombre en su auto se detiene en el semáforo y siento que nos desnuda con la mirada. Sinceramente, tengo 15 años y sexualizan mi cuerpo, no es mi culpa y no estoy tratando de llamar su atención. Estoy cansada de sentirme incomoda cada vez que uso un vestido o algún pantalón corto, esto tiene que parar YA.

Ivo

Hola yo trabajaba en una empresa de telecomunicaciones, al quedar embarazada el trato personal y laboral cambio mucho, pero todo empeoro cuando volví a trabajar después de mi permiso post parto, ya no existía mi puesto de trabajo, se lo habían asignado a otra persona y yo debía pasar 9 horas en una sala de break, sólo para cumplir con el horario de trabajo sin hacer absolutamente nada, me dijeron que ya no requerían de mis servicios por que mis capacidades ya no eran las mismas de antes de estar embarazada. Esperaron que se me terminara mi fuero maternal y me despidieron. A eso se suma que no me querían pagar mi indemnizAcion por decir que había faltado a la confianza de la empresa al quedar embarazada en un momento tan bueno de mi carrera. Si eso no es discriminación por ser mujer no se lo que es. Lamentablemente en los tiempos de hoy aún se presentan este tipo de casos en los trabajos

Libe

Un hombre me insulto y agredio por ponerme a la cola de un baño individual de chicos cuando detras mio no habia nadie y en el de chicas habia una cola de más de 20 personas. El problema con la división de servicios en “hombres” y “mujeres” va más allá de afectar a trans o intersex.

ERLYA

HOY EN LA OFICINA LA JOVEN DE LIMPIEZA SE FUE DE VACACIONES Y DOS COMPAÑERAS DE TRABAJO DIJERON AHORA NOSOTRAS LAS MUJERES TENDREMOS QUE HACER LA LIMPIEZA, ES INDIGNANTE CUANDO NOSOTRAS MISMA PROMOVEMOS EL SEXISMO. ACASO LOS VARONES NO PUEDEN CONTRIBUIR EN LABORES DOMESTICAS?. SOMOS ACASO LAS MUJERES MISMAS LAS QUE PROMOVEMOS EL SEXISMO?

María

Tenía 16 años. Estaba con una amiga en la calle, de pie, mirando un escaparate. Noté cómo un chico deslizaba un dedo entre mis piernas, acariciando mi vulva, y seguía su camino sin decirme una palabra. Mi amiga me dijo: “¿Pero cómo le permites que te haga eso?”. Me sentí tan atónita que no pude reaccionar en ese momento.

Nuria

Soy una española residente en Bélgica. En Bélgica es común y “normal” que cuando una mujer está en un bar y haya un grupo de tíos interesados en ella, uno de los chicos le toque agresivamente el culo. Ante lo cual la chica se gira y observa como los tíos le hacen un corro alrededor de ella mientras se miran sonriendo unos a otros. La chica no puede hacer nada porque no sabe específicamente quién ha sido y también porque es “normal”. Es vergonzoso.